0 Item  $ 0,00
 
     
   Buscar libro
Ver carrito
 
 
 
- - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -
 
Por favor seleccione el autor de su interés para ver su biografía: 
 
- - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -
 
 

BLAKE, WILLIAM

La poesía de William Blake, inspirada por visiones místicas, conforma una de las obras más originales y proféticas en lengua inglesa; y supone el rechazo de las ideas del movimiento ilustrado en favor del romántico. Nació en 1757 en Londres; allí transcurrió la mayor parte de su vida. Fundamentalmente autodidacta, se dedicó con entusiasmo a la lectura. A los doce años comienza a escribir poesía, que reúne en su primera obra impresa, Esbozos poéticos (1873). Allí entremezcla una serie de elementos tradicionales y despunta lo que sería su estilo posterior. Simultáneamente, cultiva su amor por la pintura. Estudia en una escuela de grabado y a los catorce años comienza a trabajar como aprendiz del grabador James Basire. Poco después, ingresa en la Royal Academy; pero rápidamente se siente defraudado y se rebela contra las doctrinas estéticas de su director, defensor del neoclasicismo. Sus composiciones más populares frescas, directas y notables por su elocuencia son incluidas en Cantos de inocencia (1789). En plena madurez creativa y desengañado de la idealizada perfección humana, publica Cantos de experiencia (1794), en cuyos poemas utiliza el mismo estilo lírico y retorna a muchos de los temas de su libro anterior; ambas series de poemas presentan numerosas analogías: inocencia y experiencia, "los dos estados opuestos del alma humana". Estas obras se editan ilustradas por sus dibujos, que obligan al lector a una visión extremadamente imaginativa de las complejas relaciones entre dibujo y texto. Estilísticamente es considerado un prerromántico: rechaza el estilo literario e intelectual del neoclasicismo al tiempo que su obra gráfica desafía las convenciones artísticas del siglo XVIII. Ardiente defensor de la imaginación por sobre la razón, considera que las formas ideales deben construirse no a partir de la observación de la naturaleza, sino de las visiones interiores. Hacia 1789, desarrolla una compleja y particular mitología personal e inventa sus propios personajes simbólicos. Los Libros proféticos reúnen una serie de poemas extensos verdaderamente innovadores, tanto en pensamiento como en expresión. Su espíritu inconformista emerge con vigor en poemas como La revolución francesa (1791), América, una profecía (1793) y Visiones de las hijas de Albión (1973), donde además presenta las figuras de su propia mitología, como Urizén, símbolo de una moralidad represiva, y Orc, el arquetipo del rebelde. En Europa, una profecía (1794) condena la tiranía política y social del siglo XVIII, y en El libro de Urizén (1794) denuncia la tiranía religiosa. El matrimonio del cielo y el infierno (1790-1793) incluye los Proverbios del infierno, uno de los cuales dice: "Los tigres de la ira son más sabios que los caballos de la instrucción". Instalado en la ciudad costera de Felpham, prepara sus obras de la madurez: Milton (1804-1808) y Vala o Los cuatro Zoas y Jerusalén (1804-1820). Murió en Londres, el 12 de agosto de 1827.

 
                         
                         
 
2010 | © EDITORIAL LONGSELLER S.A. | Todos los derechos reservados.